Posteado por: concentracion | 28 septiembre, 2010

La concentración

El tema que deseo comentar aquí, se trata de la concentración y el como (en mi caso) la he logrado.

Se trata de un proceso natural y de aplicar la voluntad poco a poco hasta lograr el hábito, pues de la misma forma que no piensas en el como te cepillas los dientes luego de cada comida. Claro me puedes responder que eso te lo enseñaron de chico, pero ahora eres grande y ya no te resulta tan facil aprender a concentrarte. Espera…espera…déjame continuar porque nos vamos a ir por las “ramas”,  sin darnos cuentas que estamos en un árbol.

El asunto es el siguiente, si lo que quieres es concentrarte, porque mañana tienes un examen, bueno te deseo suerte, porque así no funciona, salvo que ya tengas aprendido y practicado la forma en que la he logrado entonces no solo te concentrarás, sino que una sola lectura del material de estudio. Si vuelve a leerlo, dije una sola leida del material de estudio y quedará grabado profundamente en un “estante” de tu memoria infinita y fácilmente podrás recuperar esos datos y volcarlo durante el examen ya sea escrito u oral, con tanta naturalidad que tus profesores (algunos) hasta dudarán de como pudiste recordar esa información con tanta facilidad, los más desconfiados, te revisarán en busca de algún papel o “machete”, como le decíamos en mi época de estudiante (porque también lo fuí y también cuando no “sabía”, trataba de copiar de algún papellilo escondido en la ropa o espiar la hoja de algún compañero).

Lo primero que te voy a enseñar es muy básico y sirve para todos y en particular para los estudiantes que deseen mejorar su rendimiento escolar sin estar tantas horas dedicados al estudio, por supuesto que lo digo en sentido general, porque están los que les encanta estudiar y lo toman como un juego, los que les cuesta y necesitan más tiempo para asimilar y los que casi les resulta imposible de retener lo leido o estudiado y todos conocemos a alguien, que se encuentra en cualquiera de estas,  digamos tipificaciones que estoy mencionando y hasta el menos “capaz” (el que se siente así y mira con cierta envidia a los que tienen “facilidad” para retener).

Lo primero es saber ¿Porqué has perdido la capacidad de concentrarte? y ¿Porqué te distraes con tanta facilidad?.

Todo,  absolutamente todas nuestras habilidades son consecuencia de la práctica. Hoy ya adulto miro a mi niño de 2 años y 3 meses como está “aprendiendo” a colocar una tapa roscada en una botella de gaseosa y prueba una y otra vez, cuando no lo consigue, me solicita que lo haga y observa con total CONCENTRACIÓN lo que hago y como lo hago, es decir trata de copiar y retener los movimientos tantas veces hasta que lo logra, luego abandona este “juego” (porque todo en la vida es un juego, solo que los hay muchos que se lo toman de otra forma y viven inmersos en problemas, pero esa cuestión la tocaremos en otro momento).

¿Qué hizo Natan? (que así se llama). Se abstrajo de todo lo que no le interesaba, por lo que su atención pudo concentrarse absolutamente en lo que estaba tratando de aprender o lograr, pese a la cantidad de estímulos que había a su alrededor, como música, la tv encendida con sus canciones infantiles, sus juguetes desparramados por el piso, su mascota (una perra llamada Ruli), ladrándole para que juegue con ella, los ruidos de los vehículos pasando por la calle, etc.

Si notas en el párrafo anterior, todos nacemos con la misma condición, todos tenemos la capacidad de concentrarnos a VOLUNTAD, pero claro solo en aquello que nos interesa, el tema cambia cuando tenemos que concentrarnos en clase o escuchar a los “aburridos” profesores  con la misma explicación y “que debemos estudiar para nuestro bien, porque sino cuando seamos adultos y bla, bla y bla” (tanto, que nos desconectamos de tanta cháchara) y solo vemos a una persona que mueve la boca, pero no entendemos nada de lo que habla ¿No te ha sucedido?

Comencemos. Trata siempre de hacer ésto, a la misma hora (si puedes incluso los Sábados y Domingos…ja…ja…ja, salvo que salgas a bailar). Hagamos algunas excepciones, recuerda que esto tiene que ser divertido, sino vas a tardar más en re-aprender a concentrarte.

Antes de cenar (porque sino te vas a quedar dormido), le solicitas a tu familia que necesitas una media hora para hacer tus ejercicios de concentración para mejorar tus notas en la escuela. Ya en tu habitación, apagas la compu, la radio, la tele, hechas el gato fuera, corres las cortinas de la ventana que da a la calle, prendes tu vela ¿? y apagas la luz…

Se trata de una vela común que se compra en cualquier mercado (trata que sean de glicerina o perfumadas , ya que no deja olor desagradable en el ambiente). La colocas de tal forma que no se pueda caer y generar alguna situación  embarazosa (por ejemplo en un portavelas o en el centro de un plato, si se cae, queda contenida dentro del mismo y te evitas un buen susto).

En cuanto a la vela, se me olvidaba mencionarte, que son mejores esas velas gruesas, ya que tienen una buena base que les impide volcarse o caerse una vez encendida.

Te sientas en una silla con la espalda lo más recta que puedas conseguir (que no sea una situación molesta) a una distancia de aproximadamente 2 metros y la altura de la vela, debe estar  a la misma de tu ojos (esto evita tensiones musculares en el cuello y músculos de los ojos) y bueno!…a mirar la llama se ha dicho.

Al principio (varía en cada persona, pero todas lo logran), podrás percibir por el pálido resplandor, la distribución de los muebles y sombras que parecieran jugar por el movimiento de la llama, pero poco a poco, vuelve tu atención a la llama tratando de mantener tus ojos sin pestañear (lo máximo que puedas, hasta que resulta molesto, pestañeas y vuelves a mirar la llama).

Porque cuando pestañeas, el iris (que es la lente que ajusta la mirada al objeto), se relaja y al abrirlos, tiene que volver  ajustarse a la llama y eso provoca un cierto grado de pérdida de atención (tampoco se trata de que tienes que “pegarte”  los párpados con cinta adhesivas para que estos queden abiertos). La experiencia tiene que resultar agradable y quedarte con un gustito en la boca…que signifique algo como “me gustó y mañana la voy a volver a repetir” ¿Sí?

Notarás que hay momentos (puede ocurrir en pocos segundos), que el resto de la habitación comienza a “borrarse” (ha comenzado tu mente a “re-recordar”, la capacidad de concentrarse), esto te produce una alerta y te sales de ese estado de ensoñación que estabas logrando y en la mayoría de los casos te preguntas ¿Qué pasó?. No te ASUSTES, es  que a diferencia de cuando eras un niño/a, ahora eres consciente de que puedes abstraerte del entorno que te rodea, piensas y como has “olvidado” como se hacía, te llama la atención, pero vuelvo a insistirte,  es totalmente natural que te ocurra esto y NO te ASUSTES.

Quizás te ocurra en esta primera sesión (le tenemos que colocar un nombre, para entendernos ¿Te parece bien?), que por momentos solo estaba la llama y el resto de la habitación literalmente “desapareció”.  Esta particular situación les causa mucho miedo a las personas, de distintas maneras, a algunos se les acelera el corazón porque segregan gran cantidad de adrenalina (que es una hormona,  que aumenta las funciones del metabolismo del cuerpo y los prepara para huir o  enfrentar una situación). Otros toman la errónea decisión de no hacerlo más, porque imaginan consecuencias de toda índole y ninguna buena. Pero es ESENCIAL que si deseas alcanzar una excelente capacidad de CONCENTRACION, vuelvas a intentarlo.

Van a ir pasando los días y ya te resultará “facil” y muy agradable realizar la sesión, es tan agradable que tu cerebro literalemtne  “te solicita que lo hagas una y otra vez”, ya que en él, se activan los centros del placer y segrega otra hormona conocida como endorfina, que es la misma sensación que tienes cuando has realizado una buena coreografía y tu porfesor de danzas te ha felicitado, cuando has logrado realizar en tiempo record un ejercicio de matemáticas y te salió bién, la misma cuando piensas en la personas amada y otras situaciones agradables de tu vida.

La clave verdadera de todo ésto es RECORDAR y practicar, practicar y practicar, no existe otra forma de alcanzar la maestría, no nacemos con un chip (todavía), donde como sucede en la peli de Matrix, le conectaban un modem a la  cabeza y sale con habilidades para las artes marciales o tripular un helicóptero.

Habrás alcanzado tu máxima capacidad, cuando logres en pocos segundos, (antes de que termines la expiración), concentrarte totalmente en la llama.

Pero, pero (¿Porqué siempre hay un PERO?), este nivel alcanzado es el primer escalón…¿Qué…hay más? y sí, recuerda que deseas alcanzar el nivel suficiente de concentración que te servirá para incontables situaciones en el transcurso de tu vida.

Te va a resultar tan facil practicarlo con el tiempo, que si has dejado de hacerlo, no habrás perdido nada. ¿O acaso porque no andas en bicicleta, no recuerdas como se hacía?…je…je…je,

Nos vemos unos de estos días.

¡Ah, me olvidaba!…¿Me dejas un comentario por favor? (espero que no sea para contarme que se te incendió la pieza).

Si lo has realizado varios días, ya habrás alcanzado un buen grado de concentración, entonces te diría que vayas al “segundo escalón”. Resiste la tentación de leerlo, porque no te va a salir bien. Recuerda cuando haces un ejercicio físico, las primeras clases son de adaptación y poco a poco cuando te haces más resistente, se aumenta el mismo.

Entonces, también cuenta como te fue la experiencia.

Se me olvidó en el cuerpo del artículo, de decirte que los espejos deben sí o sí, permanecer cubiertos con alguna tela, mientras realizas la sesión (en otra, te cuento el porqué).

Y por último, lo que más me interesa es conocer cual es tu mayor frustración con respecto a tratar de concentrarte y estudiar tu caso en particular de como poder ayudarte a superarlo.

Me comprometo a intentar hacer lo que esté a mi alcance dentro de mi experiencia para hacerlo. No soy un mago, solo una persona, que también ha pasado por una situación semejante a la tuya y he encontrado la o las formas de salir airoso de ella.

Voy a contestar personalmente tu inquietud.

Cordialmente

Luis Boutet

Posteado por: concentracion | 28 septiembre, 2010

¡Hola mundo!

Welcome to WordPress.com. This is your first post. Edit or delete it and start blogging!

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.